• 5 de marzo de 2012
es

Un pueblo está naciendo en Polonia

P. Clement con los futuros y ex misioneros polacos- Polonia 2012

Ma. Catherine Z., miembro permanente de Puntos Corazón, actualmente en misión en Ucrania, nos comparte su viaje a Polonia:

"Fuimos muy bien acogidos por el sacerdote que introdujo Puntos Corazón al inicio de la celebración de la misa, en la que Myriam (misionera polaca) fue enviada de misión al Punto Corazón de Chile. Los padres de Myriam estaban muy emocionados por el compromiso de su hija. Estaban presentes nuestros amigos, que nos acompañaron durante toda nuestra estadía y que nos organizaron encuentros muy bellos: Kasia (ex misionera en Perú), Joanna (ex misionera en El Salvador), François (ex misionero en Senegal), Kasia (futura misionera), Rafal (representante de Symbolum Sacrum en Polonia y gran amigo).

Con ellos hemos empezado la semana con una “escuela de comunidad” sobre Dostoïevski: “La belleza salvará al mundo”. Nos preguntamos juntos: “¿por qué construir iglesias?”. Ese día, Rafal nos llevó hasta Katowice, cerca de Cracovia donde fueron construidas varias iglesias por el mismo arquitecto: Stanislaw Niemczyk. El párroco nos presentó la primera iglesia, manifestándonos una gran confianza por ese arquitecto, como si sus vocaciones fuesen la misma: buscar, tomar en serio cada etapa de la construcción para dejar al Espíritu Santo añadir su toque final: la belleza.

Esa belleza nos acompañó hasta el fin de nuestro viaje en todos los encuentros que hicimos. Como nos recordaba P. Clement: “estamos llamados a estar atentos a lo que el Espíritu Santo quiere de nosotros”.

Para concluir, les dejo este testimonio de Joanna: “Nunca hubiera pensado, cuando en octubre de 2010 hemos empezado con Jasi la misión en Polonia que la amistad de Puntos Corazón y de Polonia sería tan esperada y necesaria. Pienso que esto demuestra que nosotros, los polacos, queremos vivir más profundamente, “poniendo el Hombre en el centro”. Con Puntos Corazón aprendí que la amistad no era exclusiva, la verdadera amistad se da de más en más, la compartimos. Estoy muy feliz de poder enriquecer mis amistades gracias a Puntos Corazón… y también de poder presentarselas. Al regreso de El Salvador, sabía que algo grande me esperaba en Polonia pero una vez más, la Misericordia, la verdadera Misericordia, sobrepasa mis expectativas… La generosidad de Dios… Siempre Él nos da más que esperamos. La vida es como una obra de arte. Ser un artista que busca la belleza, ese es mi deseo.”

Marie Catherine Z.

Escuela de comunidad
Volver