• 14 de marzo de 2014
es

El Salvador: 14 compromisos en la Fraternidad Maximiliano Kolbe

"Hoy, más que nunca, yo, X …, quiero dar tes­ti­mo­nio y encar­nar mi amor por Cristo com­pro­me­tién­dome en la Fra­ter­ni­dad San Maxi­mi­li­ano Kolbe en el seno de la Obra Puntos Cora­zón” son las pala­bras que pro­nun­cia­ron 14 de nues­tros amigos el 26 de enero pasado en la capi­lla de nues­tra casa María Madre de Mise­ri­cor­dia en El Sal­va­dor.

La Fra­ter­ni­dad Maxi­mi­li­ano Kolbe es una de las ramas de nues­tro Movi­miento que per­mite a laicos de vivir nues­tro carisma en el seno de sus pro­pias fami­lias, en sus luga­res de tra­bajo y en su vida coti­diana, con el deseo de difun­dir una cul­tura de com­pa­sión en todo el mundo.

Nues­tra Frat Max Sal­va­dor como la lla­ma­mos, es una rea­li­dad muy diná­mica: pare­jas, sol­te­ros y niños se reúnen cada quince días para un tiempo de for­ma­ción seguido de un almuerzo. Una vez por mes cada miem­bro está lla­mado a vivir un apos­to­lado: o en el barrio del Punto Cora­zón o en un centro para niños dis­ca­pa­ci­ta­dos o para ancia­nos. El retiro anual es tam­bién un tiempo impor­tante para reen­con­trarse con Dios y la comu­nión fra­ter­nal.

El 26 de enero pasado, tras una intro­duc­ción de Hna. María Belén sobre el sen­tido de este com­pro­miso, nues­tros amigos se com­pro­me­tie­ron con gran reco­gi­miento y fervor, ante las comu­ni­da­des Punto Cora­zón de Hon­du­ras y de El Sal­va­dor, las her­ma­nas y algu­nos amigos reu­ni­dos en nues­tra capi­lla.
La emo­ción se per­ci­bía sobre todos los ros­tros, la emo­ción misma de los dis­cí­pu­los de Cristo, que con el «cora­zón ardiente» luego de haberlo escu­chado, que­rían seguirlo.

Hna. Francisca-Teresa

Volver