• 8 de mayo de 2017
es

A 100 años de las apariciones de Fátima

María es la Stella Maris, que acompaña a la Iglesia y a la humanidad en el tormentoso cruce de la historia, suscitando en nuestros corazones de fieles, la energía del bien, que neutraliza y vence los ataques devastadores de los hombres y las ideologías perversas.
En esto reside el carisma de Fátima, que es un don de Dios Trinidad para que la humanidad y la Iglesia sean siempre más conscientes de la lucha del bien contra el mal y de la inevitable victoria de la gracia sobre el pecado.

Cardenal Amato, conferencia: “Il messaggio di Fátima tra carisma e profezia”


Volver